Literatura de vanguardia en Alfonso Reyes

Por Alicia Reyes

Foto: Jordy de la Vega

Artículo publicado en la edición No. 1 del periódico 1900 en junio de 1994.

Alfonso Reyes Rotonda

Mausoleo de Alfonso Reyes, en la Rotonda de los Hombres Ilustres. Panteón de Dolores, México, D.F

Hay en Reyes —opinaba Juan Ramón Jiménez— «siete personalidades, la oblicua, la redonda, la recta, la picuda, la cuadrada, la horizontal, la vertical». «Caminos indígenas, españoles, mejicanos hacia lo total permanente. Y todos caminados a lo sumo, con entrega y con análisis, con profundidad y con alegría, con decisión y con serenidad, sin perder nada, ni una coma, del tránsito internacional y universal…»

Entre las siete personalidades señaladas por Jiménez la que atrae mi atención, en este instante, es «la picuda». La picuda en cuanta a modernidad. Reyes fue el precursor de muchas corrientes, entre ellas aquella que daría sus mejores frutos en un Alejo Carpentier, en un Borges o en un Rulfo. El «Suprarrealismo», «lo Real Maravilloso», están presentes en su obra; también su huella se deja sentir en Carlos Fuentes.

Reyes adelanta un paso más y nos entrega, en su libro Árbol de Pólvora, esa muestra donde el lenguaje taladra las conciencias, sobre todo en su Canto del Halibut, llevado al teatro por el genial Juan José Gurrola. Leamos al menos una estrofa:

En la orillita del mar flordelicado,

pisan los negros la paz del halibut.

En la orillita del mar flordelicado,

antiguos negros peinan su halibut.

En la orillita del mar flordelicado,

negros untados de luz de halibut.

En la orillita del mar flordelicado,

liban los negros la flor del halibut.

En el comentario, delicia pura de crítica irónica. Reyes señala la vivencia que provoca su impulso lírico y nos invita a fundar el Club del Halibut. ¿Tal vez ese club podría formarse con aquellos que sean capaces de asimilar toda la belleza de dicho canto, para romper, así, las barreras de la solemnidad que nos aqueja? Supongo que sí y los invito.

¡Hagamos de la literatura y de la cultura toda, algo de todos los días!

Advertisements
This entry was posted in Cultura and tagged , , , , , , , , , . Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s